Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar la navegación, mejorando así su experiencia y nuestros servicios.

Pulse Aceptar para aceptar su uso y continuar navegando.

Consulte nuestra POLÍTICA DE COOKIES para obtener información adicional sobre tipos, finalidad y forma de gestionarlas.

    Rechazar

MAL QUE LE PESE AL GRUPO MUNICIPAL SOCIALISTA

Mal que le pese al Grupo Municipal Socialista (GMS), estamos consiguiendo que la ciudad de Cuenca y sus pedanías remonten el deterioro general que sufrían por el abandono y la descoordinación de años de gobiernos socialistas en materia de limpieza, mantenimiento y residuos. Ese cambio de tendencia ya fue percibido por la ciudadanía a los cien días de gobierno del Partido Popular en el Ayuntamiento de Cuenca.

Al llegar, nos encontramos con muchas limitaciones: un elevado gasto por habitante y año, un Servicio Municipal de Limpieza falto de medios y una “parálisis” municipal ante determinadas conductas incívicas que a nadie le pasan desapercibidas.

El nuevo Ayuntamiento ha mantenido reuniones con los empresarios y comerciantes, incrementado los controles y puesto en marcha campañas de concienciación, actuaciones, servicios y planes especiales. Algunos por primera vez. Este proceso culminará con la concesión del servicio de limpieza viaria de la otra “mitad” de la ciudad (Casco histórico, Barrio del Castillo, Parque del Huécar, Trinidad y Hospital de Santiago; Residenciales: Villarroman II y III, “Villa Luz”, “San José”, Ronda Oeste y “Los Porches”, “Siglo XXI”, Vega Tordera, Cañadillas Este y Oeste, “Alameda del Júcar” y “Virgen de La Luz; y los Barrios: Fuente del Oro, Buenavista, San Antón y Ollerias, Tiradores, Pozo de La Nieves”, “Las Quinientas”, Santa Teresa, Peri “C”, Maestría y Urbanización “Ars Natura”. Barrio de las Quinientas y diversas zonas: C/ Barcelona y UE-22, Universidad e Institutos; los ¡siete! Polígonos industriales) y los ocho núcleos pedáneos; con la contratación de dos nuevos inspectores, la reorganización del servicio municipal, la modificación de la normativa local y la ampliación de la plantilla de la policía.

Es fácil entender que todo este proceso lleva su tiempo y tiene un procedimiento reglado. Además estamos haciendo frente a un incremento nunca visto del abandono de escombros y de todo tipo de residuos no domésticos por todo el término municipal, que nos trae de cabeza. Para conseguir que Cuenca tenga el aspecto que todos deseamos y que esto se consiga de forma continuada, hacen falta más compromisos.

Vecinos, asociaciones, comerciantes, empresas, grupos políticos municipales y también, otras administraciones y entes públicos. La frase acuñada hace casi dos años “Cuenca más limpia, es tarea de todos”, está más vigente que nunca. Sin pretender eludir que el Ayuntamiento tiene que velar por la limpieza y el mantenimiento correcto de los espacios públicos y que deba ser su principal garante. A nadie se le escapa que otras administraciones públicas son propietarias y gestoras de amplios y visibles espacios e inmuebles por todo el término municipal. También que mancomunidades y consorcios prestan servicios y hacen obra pública en el municipio. Incluso tenemos asumido que el Ayuntamiento reciba las quejas y también las críticas por mal estado de algunos de estos espacios o por el mal funcionamiento de algunos servicios. En estos casos, el Ayuntamiento inspecciona, detecta, comunica las deficiencias de la mejor forma posible, e incluso pone sus medios materiales y humanos.

Lo que sería el colmo y lamentable es que el GMS intentara sacar rédito político de unos daños que hubieran causado unas obras o del deficiente servicio si la administración o el ente implicado fueran de su color político, de mayoría socialista o con gerentes socialistas. Sería difícil caer más bajo. Habiendo cumplido el Ayuntamiento con su parte. Por ejemplo, recogida selectiva. Faltan decenas de contenedores por todo el término municipal, no solo en Tiradores. No una foto, tengo más de cuarenta fotos con contenedores dañados y en muy malas condiciones. Las críticas de la Sra. Cruz, viceportavoz socialista, llegan tarde.

A partir de septiembre y de forma progresiva, se harán importantes mejoras: nuevos contenedores metálicos, nuevos camiones, más rutas, más limpieza y mejor mantenimiento. Va a mejorar de forma notable el servicio. Ya se intentará el GMS apuntarse el mérito y salir en la foto buena. Cada foto mala, de las otras, tiene una prioridad y un precio, y todo el álbum cuesta millones de euros, meses, quizá años y campañas de concienciación. Se desaprovecharon años de vacas gordas, Sra Cruz. Lo que nos preguntamos muchos conquenses es cuantas fotos de las malas se podrían evitar con el dinero que en 2008 se nos ha detraído de los Fondos de Cooperación Local (FORCOL) y de Fondos de Acción Especial (FAE). O dónde estaba el GMS cuando decenas de vecinos han protestado durante meses por las pésimas condiciones de la carretera provincial que une Cuenca con las pedanías de Cólliga y Villanueva de los Escuderos y otros municipios. Y explique, también el GMS, por qué el sábado se arregla el tramo Cuenca-Cólliga, el día anterior a la visita de la Consejera de Cultura a la pedanía de Cólliga. Persona muy agradable, por cierto, la consejera.


Bookmark and Share

Opiniones deja tu opinionDeja tu Opinión
No existen opiniones para este elemento.

Arriba OpiniónOpinión Enviar a un amigoEnviar a un amigo Volver AtrásVolver Atrás